7 Consejos para reconectar con tu pareja

7 consejos para reconectar con tu pareja tras la pandemia

Compartir en:

Tras el verano y la vuelta a la rutina,  se sentía sin mucho ánimo. Al mirar a su pareja, ya no sabe bien en qué punto se encuentran. Han tenido que adaptarse tanto y tan rápido a situaciones tan distintas que siente que lo único que ha hecho con su pareja ha sido sobrevivir al confinamiento pero, ahora que todo parece que vuelve a cierta normalidad, no sabe bien cómo se siente Muchos amigos se han divorciado tras la pandemia y ella no quiere que le pase lo mismo.

La pandemia ha pasado por nuestras vidas como un tsunami invisible, que ha arrancado, ente otros, nuestra antigua forma de vivir el día a día. De un día para otro hemos tenido que cambiar todos nuestros hábitos y encerrarnos en casa. Muchas personas se han quedado sin empleo y, las más afortunadas, han tenido que trabajar desde casa y con sus hijos. Otros, con trabajos esenciales, han tenido que encarar su día a día con altos niveles de estrés y de demanda: nadie ha salido airoso de esta crisis.

Las parejas se han visto afectadas por esta nueva situación. Reorganización, reestructuración de horarios y espacios, estrés, ansiedad y, para muchas parejas, la primera vez que se enfrentaban a estar 24 horas juntos. Para muchas personas, estar 24 horas con su pareja ha sido vivido como una oportunidad de encuentro, al menos las primeras semanas, pero para otras muchas, con una personalidad más independiente, ha sido realmente difícil y se han visto casi forzadas a replantearse el amor tras el confinamiento. Con tanto cambio es momento de pararse a pensar y volver a coger las riendas de nuestra propia relación en este nuevo curso para poder sacar lo mejor de ella. Estos son unos pequeños consejos para conseguirlo y lograr una mejor comunicación de pareja.

Párate un momento a pensar cómo estás con tu pareja

El día a día a veces nos arrastra de una cosa a otra y no nos da tiempo a pensar en cómo estamos nosotros y mucho menos cómo estamos con nuestra pareja. Piensa, ¿cómo estás? ¿ Te sientes tan unida a tu pareja como deseas? ¿ Te gustaría estar un poco mejor? Para mejorar algo lo primero es saber qué cosas concretas queremos mejorar.

Piensa qué necesitas tú

Además de ser madres, trabajadoras, amigas, hijas preocupadas por nuestros padres y pareja, también somos personas individuales con nuestras propias necesidades. Es importante que pienses qué necesitas tú. A veces estamos tan centradas en resolver el día a día que nos olvidamos de nosotras mismas. Si no estás bien contigo misma difícilmente podrás estar del todo bien con los demás.

Reservaros espacios individuales

Da igual si tienes que trabajar en casa, estáis confinados o con una vida más normalizada. En toda pareja es sano que cada uno tenga momentos y espacios propios. Estar todo el rato juntos puede dar lugar a un desgaste que, lejos de unir, puede separar…Resérvate un tiempo para tí que te descargue y te desconecte e intenta que tu pareja haga lo mismo.

Encuentra algún espacio en el día para reencontraros de verdad

Y » de verdad» me refiero donde no se hable de lo que hay que hacer, de lo que se va a cenar o de los niños. Un pequeño momento en el día libre de estrés y obligaciones, donde poder charlar o, simplemente, estar el uno con el otro, es fundamental para la pareja. Piensa en qué momento podéis estar tranquilos para hablar un rato y…lo que surja.

Cuida las formas de comunicarte con tu pareja

No hay tensiones ni estrés suficiente que justifique que no os habléis o tratéis bien. Si estás cansada, enfadada o agobiada, comunicalo bien, sin gritos ni faltas de respeto. Esto solo hará que te sientas más alejada de tu pareja y te sientas aún peor. La buena comunicación en la pareja es muy importante.

Si necesitas algo, pídeselo

Es hora de aceptarlo: las personas no somos adivinas y nuestra pareja, tampoco. El pensar » me conoce lo suficiente para saber que necesito un abrazo», » no hace falta que le pida ayuda, está clarísimo que lo necesito» no sirve de nada. Solo sirve para enfadarte más. ¿ Necesitas un abrazo? ¿ necesitas ayuda?, hazlo sencillo: pídelo.

Céntrate también en lo que te gusta y díselo

En épocas de mucho trato en el día a día, la pareja se erosiona y se hacen más patentes los roces y las cosas que nos gustan menos de nuestra pareja. A veces incluso pequeños detalles pueden llegar a irritarnos mucho, esto es por pura saturación. Intenta dominar tu atención y céntrate en lo que te gusta más que en lo que no te gusta. Recuerda,  ¿qué te gusta de tu pareja? ¿ qué te atrae? ¿ que te aporta? no dejes que la rutina y las tensiones nublen todo lo bueno que ella te aporta. Dedica en tus pensamientos también espacio para pensar en las cosas que te gustan y dile alguna. En el día a día a veces no paramos de decir las cosas que no nos gustan y olvidamos decir las que sí, y esto es fundamental para que la pareja siga siendo un lugar agradable donde estar.

 

Se dio cuenta que necesitaba volver a reconectar con su pareja. Recordó las cosas que les gustaba hacer juntos y se propuso volver a acercarse. Cuando acostó a los niños le propuso apagar los móviles y la tv y estuvieron charlando un rato. Estos últimos meses habían estado más tiempo juntos que nunca pero hacía mucho que no habían estado el uno con el otro.

 

Serena es el primer portal de terapia en línea para mujeres. Un espacio de bienestar emocional nutrido por psicólogas virtuales dispuestas a compartir todas sus herramientas. Escoge a la psicóloga con la que más empatices, elige el tipo de sesión que más se adapte a ti y acude a tu consulta desde la comodidad de tu casa o en tus descansos del trabajo.

Las historias de Serena

Serena es el producto de todas nuestras Experiencias.
Descubre sus consejos.

Lorena González

Calma y tranquilidad

Aporto un espacio de tranquilidad en Serena. Doy soporte a mis pacientes para crear y mantener un espacio seguro donde identificar sus preocupaciones y aprender a evitar que se interpongan en el camino hacia su bienestar y objetivos. Saber más.

Otros artículos de Lorena

Cómo conseguir un orgasmo

Compartir en:

Hoy es el día del orgasmo femenino, un buen día para aprovechar y hablar sobre la sexualidad femenina.
Cada día en consulta me encuentro muchas mujeres que, sin tener anorgasmia, tienen mucha dificultad para llegar al orgasmo en pareja, especialmente cuando su pareja es un hombre.
No es difícil de entender. A día de hoy la sexualidad femenina es la gran desconocida, incluso para las propias mujeres. Vivimos en un mundo donde la educación sexual es practicamente nula, donde la única fuente de información es internet y, más en concreto, la pornografía.
Sin embargo, el placer femenino es mucho más de lo que puede verse en un video de adultos. No olvidemos, que la mayoría de estos videos son realizados por directores masculinos. Si tenemos esto en cuenta y sabemos que la sexualidad femenina y masculina son muy distintas, es evidente que la información que llega a los jóvenes sobre la sexualidad ( y a muchos adultos) está muy sesgada. Algo muy a tener en cuenta si hablamos de como conseguir el climax femenino.

Cómo recuperar el deseo sexual en la pareja

Compartir en:

Si no recuerdas la última vez que tuviste relaciones sexuales con tu pareja cuando antes eran frecuentes, es posible que estés pasando por una época de perdida de deseo.
No te asustes, esto es normal en las parejas que llevan varios años juntas. Puede que hayáis tenido rachas de una muy alta actividad sexual y ahora eso haya cambiado, pero esto pasa a muchas parejas. Las rutinas, el estrés del día a día, la falta de novedad, etc. hacen que la estimulación baje, y con ello, el deseo.

La tristeza: Sus otras formas de expresión.

Compartir en:

Cuando pensamos en una persona deprimida siempre tendemos a hacerlo imaginándonosla con expresión de tristeza e incluso con llanto. Creemos que a las personas que están pasando por un mal momento se les nota la tristeza en el rostro y en sus acciones. Es común pensar de esta manera cuando nos viene a la cabeza alguien «deprimido». Pero la realidad es que muchas veces las personas que no se encuentran bien pueden llegar a tener una gran capacidad para no transmitirlo y ocultarlo en su entorno. Aún así, hay ciertos comportamientos que nos pueden dar pistas.

Sin comentarios

Publica un comentario